Viajes por lugares

EUROPA

Córcega

GR-20 Sector Norte

4: Ascu Stagnu - Tighjiettu (5,50 horas)

Se empieza el día subiendo por una pista (En invierno es de esquí), llegando al de 15 min., a una llanura, donde empezamos a meternos por un bosque. La subida continúa suave y bonita. Dejando el bosque, se sigue por un sendero muy fácil y suave (Aprovechar este tramo, por que es raro encontrar un camino así de suavecito),
para llegar al alto del valle, donde empieza la roca. No muy lejos de allí, y al de 2 horas, pasamos Altore (2.000 m.), el cuál es un sitio, que si no vemos el letrero, no distinguimos un sitio de otro. A partir de aquí, la roca se complica. Empezamos a subir por bloques hasta llegar a Bocca Tumasginesca (2.183 m.), tardando 30 minutos más. Desde aquí se inicia un recorrido, considerado como el más dificultoso de toda la GR (Tanto Norte, como Sur).
Primera parte de la ruta.
Se empieza por un descenso destrepando por rocas, y equipado con cadenas fijas para mayor seguridad. Si se toma la cosa con calma, y el suelo no está mojado, no hay que preocuparse excesivamente. El descenso es sostenido, hasta llegar al fondo del circo (1.980 m.),
Inicio del descenso.
aquí se empieza a subir, también a través de cadenas fijas, las cuales resultan más sencillas de superar, 
Parte baja del circo.
hasta llegar a Bocca Minuta (2.218 m.) 1,45 horas más tarde. La bajada y subida de este circo es muy encajonada y espectacular, viéndose desde este último punto Bocca Tumasginesca, como si estuviera a un tiro de piedra.
Ascenso a traves de las cadenas.
A partir de aquí, se realiza un fuerte descenso, aunque más sencillo, llegando 1,30 horas más tarde al refugio de Tighjettu (1.640 m.).
Bocca Tumasginesca.
En todo este recorrido no hemos encontrado agua, así que atentos. Para los que tengan mucho hambre, pueden avanzar 30 minutos más, hasta Bergeries de Ballone (1.440 m.) donde hay un restaurante casero, y puedes vivaquear, o poner la tienda de campaña (Gratis). También existe la posibilidad de dormir debajo de una tienda militar por un precio modico. El sitio es más cutre que la zona del refugio, pero te puedes comer unos huevos fritos con patatas, cosa que en Tighjettu, ni los oleríais. 
Refugio Tighjettu.